Cómo prepararse para una tercera edad saludable

anciana y nieta en parque

Lo ideal es llegar en una buena condición física y mental

 

Lo primero que habría que plantearse es qué significa realmente la tercera edad, porque nuestros mayores cada vez llegan a la jubilación con mayor energía y dinamismo, y la tendencia va al alza. La razón es que cada vez estamos más concienciados con un estilo de vida saludable, para el que sólo se necesitan seguir algunas sencillas pautas.

 

El envejecimiento lleva consigo inevitablemente un deterioro celular que afecta a la salud de la tercera edad. Ante esto un buen ataque es el consumo de antioxidantes que ayuden al cuerpo a paliar los efectos de la edad. Porque se exterioriza en nuestra piel pero el proceso comienza en el interior de nuestro organismo.

 

Por ejemplo la pérdida de visión se puede prevenir con vitaminas C, E y carotenoides, que se encuentran en los frutos rojos. Los vegetales de hoja verde, el aguacate, el aceite de oliva y los frutos secos también aportan antioxidantes. Realmente una dieta variada mediterránea en la que haya muchos productos frescos es la mejor herramienta en la lucha contra el envejecimiento.

 

En la prevención está la clave

Hay que acostumbrarse a seguir unas pautas de alimentación equilibrada y práctica regular de ejercicio físico desde ya, para comenzar a cuidarnos desde la juventud.

 

Algunos de estos patrones son realizar al menos tres comidas al día, sin saltarse ninguna. Que esas comidas estén basadas en la dieta mediterránea: pescado, fruta, verduras, legumbres…todo con aceite de oliva; porque es muy beneficiosa para el corazón. En el caso de las carnes priorizar las blancas a las carnes rojas porque son menos grasas.

 

En cuanto a la alimentación hay que ser también muy cuidadoso en reducir el consumo de azúcares presentes en los dulces. Tampoco hay que abusar de los fritos y cocinar los alimentos a la plancha siempre que sea posible. Sobretodo hemos de beber mucha agua porque elimina toxinas. El agua debe estar siempre presente a lo largo de nuestro día.

Antioxidantes en la farmacia

Los antioxidantes también se encuentran presentes en suplementos que se venden en la farmacia sin necesidad de prescripción médica. Combaten el envejecimiento y múltiples dolencias.

La felicidad alarga la vida

Un factor de riesgo en la tercera edad es la depresión. Aprovechemos la energía y el tiempo libre disponible en esta etapa para realizar todas esas actividades que se tenían aparcadas. Veamos la tercera edad como una oportunidad.

 

Entradas relacionadas

Deja tu comentario